Cuadros de Van Gogh

Desde que la civilización comenzó a dar sus primeros pasos dentro de la decencia y las buenas costumbres, el arte se hizo un hueco entre lo cotidiano, poco a poco tomó forma e importancia dentro de una raza, los humanos, que cada vez nos sentimos más atraídos por aquellas pintorescas maneras que tiene cada artista de reflejar su sentir, pensamiento o simplemente, un momento de inspiración. Dentro de estas costumbres, el nombre de Vincent Willem Van Gogh tiene gran peso e importancia.

Van Gogh nació en Zurden, una ciudad de Holanda, un 30 de marzo de 1853 y se estima que completó unas dos mil quinientas obras, divididas entre pinturas famosas, auto retratos, dibujos y otras modalidades.

Envuelto entre descontroles y trastornos temporales en su mente, Vincent siempre estuvo ligado a la religión protestante y a los estudios, aunque esto último de forma irregular puesto que hizo estancia en varios internados por decisión de sus padres. En esta época de su vida, Van Gogh aprendió idiomas y afrontó los comienzos de sus problemas psicológicos.

Precisamente estos “desastres” mentales que sufrió el afamado pintor, fueron lo que a la postre le hundieron en una debacle profunda, pasando incluso por centros sanatorios, como la ocasión en la que cortó el lóbulo de su oreja y se lo entregó en regalo a una prostituta. Algo totalmente inusual.

Sin embargo, a pesar de una sospechosa muerte a causa de una herida de bala, de la que no se tiene en claro su causa, entre críticos y expertos de arte aseguran que el pintor jamás realizó sus obras bajo los efectos de este problema, de hecho, según las recopilaciones de cartas y testimonios de gente cercana al mismo, indican que durante sus temporadas de enfermedad, jamás trabajó. Así hasta el día de su muerte, un 29 de julio de 1890, con tan solo 37 años.

Muchas son las pinturas famosas que alcanzó a realizar este artista, obras que en la actualidad siguen marcando la pauta en el arte y establecen puntos de partida y/o comparación con artistas nacientes, esos que al entrar en una galería de arte, sienten lo mismo que sintió Vincent Van Gogh en el lejano primer trabajo que consiguió.

Aquí algunos de sus cuadros famosos:

Cuadros de Van Gogh: Los comedores de patatas

Cuadros de Van Gogh comedores de patatas

También conocido como “Los Campesinos comiendo patatas”, se trata de una de los primeros cuadros de van gogh que realizó  en su transitar artístico, la cual fue realizada bajo la influencia de quien fue gran inspiración para él, Jean-François Millet.

Esta pintura, fue considerada por el artista como su mejor obra, según algunas de las cartas que él mismo escribió, por lo que más allá de los rasgos o lo rupestre de la misma, contiene una valor histórico muy relevante en la cronología humana, incluso, es resguardada hoy en día en el museo de Van Gogh, ubicado en la ciudad holandesa de Ámsterdam.

En la obra, Vincent buscó acercar a los campesinos a la caricatura, a las expresiones rupestres y propias de todo lo contrario a la burguesía bien marcada para el año en que se realizó esta pintura, 1885, siendo Nuenen la ciudad testigo de este momento de inspiración.

Cuadros de Van Gogh: La noche estrellada

Cuadros de Van Gogh La Noche Estrellada

Poco más de un año antes de la muerte de Vincent Van Gogh, la ventana del sanatorio de Saint-Rémy-de-Provence, fue la cuna de esta espectacular obra que se ubica entre las más conocidas y cotizadas por el mundo del arte, hablando de este artista claro está, conocida como “La noche estrellada”.

En una demostración bastante cargada de emociones y detalles, Van Gogh contradijo sus palabras y testimonios de seres cercanos, que indicaban que durante sus reclusiones o momentos difíciles en cuánto a su cerebro se refiere, jamás había hecho obra alguna. Sin embargo, fue uno de esos momentos los que le dieron al pintor el toque de lucidez y talento casi mágico, para plasmar de forma sencilla pero magnífica, una noche que en ese momento ni veía.

Este cuadro en base a óleo y pinceles finos, se considera sumamente valioso y ha sido reproducido en infinidad de veces. Lo peculiar del hecho, es que fue pintado de día y en un momento muy crítico para Vincent, ya que poco antes había cortado su oreja e incluso, dentro del sanatorio llegó a ingerir pinturas para intoxicarse.

Esta obra, forma parte del museo de Arte Moderno de Nueva York, como parte importante de su colección permanente desde 1941.

Cuadros de Van Gogh: Los girasoles

Cuadros de Van Gogh-Los Girasoles

Los girasoles es una obra con más de cuatro versiones, donde solo varían las cantidades de girasoles presentes, hacen de esta “colección” una de las más famosas del mundo del arte, puesto que además de ser pintada por Van Gogh, lo logró en unos pocos meses, cinco para ser exactos. Comenzó en agosto de 1888 y culminó en enero del año siguiente, todos pintados en Arlés.

Además del gran talento de Van Gogh para el uso del óleo, tanto en estas como en otras obras, en este caso específico destaca los colores amarillos que logró el pintor, al utilizar cromato de plomo, que en su proceso de descomposición cuando queda expuesto a la luz, alcanza ciertas tonalidades verdes como las expuestas en la obra.

En esta obra de varios cuadros famosos, se manifiesta la vida exacta de un girasol, desde su florecimiento total hasta el momento de marchitar, por lo que el juego con el color amarillo y sus tonalidades juega un gran papel en esta representación del holandés.

Actualmente, una de sus versiones está en exposición en el museo Van Gogh de Ámsterdam.

Museo Van Gogh

Como parte del legado de este artista, no solo están sus obras, de las que fueron mencionadas tres de las más importantes. También la huella imborrable en el arte es tangible a día de hoy, incluso con la creación de un museo bajo su nombre, el Museo Van Gogh, ubicado en la ciudad de Ámsterdam en Holanda.

Este recinto abrió sus puertas en 1973, con muchas de las pinturas famosas y dibujos del artista, que fueron exhibidas por Johanna Van Gogh (Cuñada) y después por su hijo Vincent Williem Van Gogh (Sobrino), que luego de fundaciones, ventas y promociones, logró establecer el que hoy en día en uno de los museos más visitados del mundo.

En la actualidad, más de 200 obras de Vincent van Gogh están expuestas en este museo, que además contiene obras importantes de más artistas, como Franz Von Stuck, Signac y Manet, por mencionar algunos.

Así como este edificio, muchas son las huellas que Vicent dejó bien marcadas a lo largo del arte, su historia y evolución, por lo que no recordarlo o conocer algunas de sus obras, sería ignorar a uno de los precursores y más talentosos en un tema que desde la era prehistórica, ya era un medio de comunicación para los seres humanos que no hablaban lenguas ni usaban señas.

Además de Cuadros de Van Gogh, en nuestra tienda tenemos:

Un comentario en “Cuadros de Van Gogh”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *